Si hay un tipo de accesorio que me fascina, ese es el soporte para iPhone. Llevo años comprando todo tipo de stands para mis productos de Apple, y la mayoría no me han durando más que unos meses. No tengo claro por qué, pero es difícil encontrar un soporte bonito que no tenga LED de colores, la marca oculta y no grabada en un tamaño desmesuradamente grande y que sea realmente cómodo en el día a día. Pero por fin, después de mucho tiempo buscando, he encontrado la perfección: el dock NOMAD Base Station Stand.

NOMAD Base Station Stand, el dock Qi perfecto para iPhone

NOMAD es una marca que combina diseño, materiales premium y componentes electrónicos de primera calidad. Lo único que se le puede achacar es que no es barata. Pero he llegado a la siguiente conclusión: es mejor que me gaste 100 euros en un producto bueno, y no la misma cantidad en 10 productos malos que cambio cada poco tiempo porque no me convencen. ¿No te parece lógico?

Y ese mismo criterio se aplica al soporte NOMAD Base Station Stand. Un producto con un diseño extraordinario, fabricado en aluminio de grado aeronáutico y cuero negro, con USB-C y que permite cargar mediante inducción iPhone y AirPods.

Por fin he encontrado el dock perfecto para iPhone. ¿Quieres verlo en detalle?

Especificaciones técnicas

  • Carga Qi de 10 W
  • LED indicador de carga
  • Sensor de intensidad LED

Contenido de la caja

  • NOMAD Base Station Stand
  • Cable USB Tipo C a USB Tipo A de 2 metros
  • Adaptador a enchufe europeo
  • Adaptador a enchufe británico
  • Adaptador USB Tipo A de 18 W

Primeras impresiones

Como en todos los productos de NOMAD que he analizado hasta ahora, el packaging está perfectamente diseñado. En la parte superior encontramos el dock NOMAD Base Station Stand protegido de arañazos por una lámina de goma espuma.

En la caja, debajo, encontramos los accesorios: un cable trenzado USB Tipo C a USB Tipo A de 2 metros, un adaptador USB Tipo A de 18 W con clavija americana y dos adaptadores a enchufe europeo y británico.

La primera impresión es de máxima calidad. El cuero negro protege la parte trasera del iPhone, dónde también está el cargador por inducción. El chasis metálico tiene suficiente peso para evitar que se mueva por la mesa. La goma de la parte inferior está pensada para adaptarse al ángulo exacto de la curvatura del iPhone. Y la base antideslizante le da todavía más estabilidad al conjunto.

El ángulo es perfecto para desbloquear el iPhone con Face ID si estás sentado en una silla y el dock sobre la mesa. Ni muy alto, ni muy bajo. Es ideal para ver las notificaciones rápidamente sin tener que desbloquear el iPhone manualmente, tan solo presionando ligeramente la pantalla y esperando que el reconocimiento facial haga el resto.

En la parte frontal encontramos un piloto LED de carga con luz blanca. Este LED adapta su intensidad gracias a un sensor de luz ambiental, lo que lo convierte también una opción excelente para poner en la mesilla de noche y que no nos impida conciliar el sueño.

En la parte trasera encontramos el puerto USB-C de 18W. El uso de este puerto, junto con un cargador por inducción, resulta en una carga rápida de 10W para el iPhone.

El cable trenzado tiene dos metros de longitud. Más que suficiente para colocar la NOMAD Base Station Stand en cualquier sitio. Además llega a nosotros en un tono gris muy parecido al metal de la base, por lo que no desentona en absoluto sobre cualquier superficie.

En cuanto al adaptador USB, hay poco que decir. Es un poco grande, pero estéticamente correcto. Dispone únicamente de un conector hembra USB Tipo A de 18W. Sin indicadores de carga ni pilotos luminosos.

La única curiosidad de este cargador es que viene por defecto con el conector americano, que no es extraíble. Para convertirlo a un cargador europeo o británico, tenemos que utilizar los adaptadores encajándolos sobre el cargador americano.

Puntos positivos

  • Diseño muy bonito
  • Materiales de construcción de primera calidad
  • Buen peso y agarre sobre la mesa
  • Buena sujección y adaptación al iPhone y AirPods

Puntos negativos

  • Precio elevado
  • No carga los AirPods Pro

Mi opinión personal

Después de años comprando docks para iPhone, no puedo evitar pensar que el NOMAD Base Station Stand es el más bonito de todos lo que he tenido. Tanto a nivel estético como funcional es perfecto para mis necesidades.

El diseño en cuerno negro le da un aspecto muy elegante. Con un iPhone negro espacial creo que quedaría todavía mejor, aunque el mío es blanco con los bordes brillantes.

El hecho de que sea USB-C lo convierte en un dock ideal para los que tenemos un MacBook o un iMac en la mesa, ya que está claro que es el puerto del futuro en el ecosistema Apple y nos ahorrará muchos adaptadores si utilizamos sus puertos integrados de carga.

Por último, me ha gustado el detalle del sensor para adaptar el brillo del piloto LED según la luz de la habitación. Es perfecto si lo vamos a poner en una mesilla de noche. Pero en mi caso particular no es un punto clave para elegirlo ya que estará siempre en una mesa de oficina.

¿No te parece el sumun del diseño? A mi personalmente me ha conquistado desde que he abierto la caja. No le encuentro un solo defecto. Y no puedo hacer otra cosa que recomendarte su compra.

Precio y dónde comprar el dock NOMAD Base Station Stand

Puedes comprar el NOMAD Base Station Stand en su tienda oficial a través del siguiente enlace y con un precio de 99,95 dólares:

Comprar | NOMAD Base Station Stand en la tienda oficial

De momento no está disponible en tiendas como Amazon, pero tan pronto esté disponible dejaré el enlace aquí.

¿Qué te ha parecido el dock NOMAD Base Station Stand? ¿Te lo comprarías o te parece muy caro? ¿Y qué opinas tú del diseño?

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM